viernes, 12 de marzo de 2010

No hay nada como hacer limpieza...

...porque encuentras cosas de las que ni te acordabas!. Eso me pasó el sábado, que me puse a hacer limpieza en el armario-trastero y me encontré con este cuadro.
Me hizo muchísima ilusión volver a verlo, porque lo hice con 17 años y fue el primer trabajo que hice en mi vida de punto de cruz. Recuerdo que lo compré en un puesto de La Plaza de los artesanos de La Vaguada y que a partir de ahí llegó mi afición por el punto de cruz.

No sé si se verá bien en la foto (menudo invierno malo para hacer fotos, es que no sale el sol ni queriendo!), pero tiene un fallo gordísimo y es que en la manga hay una fila entera hecha con las cruces del revés... jajajaja.

Ahora que lo he encontrado ya está guardadito en mi cajón con el resto de mis tesoros!